logo

ALEJANDRO ESCUDERO – “ZOOMORPHIA ILLUMINATA” 2002

Pep Fajardo es constructor de encantadoras máquinas, de poéticos ingenios, de asombrosos artefactos con los que mirar las estrellas, recorrer largos caminos, sumergirse en inmensos océanos o volar por indescriptibles cielos. Artilugios divertidos, rebosantes de fina ironía y un humor desconcertante.

Ahora descubre para nosotros, en plena playa, un animal marino de imponente cuerpo segmentado. Con referentes mecánicos – como ya ocurría con su escultura “Crisálida”- se da forma a un ser orgánico, un anfibio excluido de las clasificaciones zoológicas por negligencia, descuido o la simple ignorancia de una ciencia en desarrollo. Pero ahí está, quieto y serpenteante, trazando un suave zig-zag, alerta, expectante, a punto de iniciar un movimiento que tal vez le llevará a desconocidas profundidades sustrayéndose para siempre a la curiosidad de los hombres.

¿Qué indescifrable enigma late en sus ojos?. Su sosegada mirada despide una luz profunda, inquisitiva, una luz que lo convierte, en su reposo imprevisible, en la inmensa noche, en un faro apto para orientar a los navegantes. Criatura tierna y hermosa se ha asentado entre nosotros… ¿Hasta cuándo?.

Alejandro Escudero

Texto “ZOOMORPHIA ILLUMINATA”
del catálogo del Festival Internacional de Benicássim 2002.
Instalación pública de la escultura “Zoomorphia Illuminata” en una playa. Benicàssim. Castellón de La Plana. 2002.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR